Mira por qué los gordos son los mejores en la cama. Te la meten más profundo


Los hombres fuertes, delgados y atléticos ¡Están sobrevalorados! En cambio, los gorditos, viven en la oscuridad y en el olvido, pues nadie reconoce su increíble talento para “jugar en la cama”. 

Hoy te hablaremos de algo que te explotará las neuronas, nunca te hubieras imaginado lo que te diremos a continuación. Entenderás que las apariencias engañan, pues esos chicos esbeltos NO son los mejores compañeros para la intimidad, comparados con los gorditos, son unos inocentes e inexpertos niños, que no tienen ni la más remota idea de como tocarte para llevarte al cielo. 

Hoy descubrirás que los chicos “panzoncitos” son mucho mejores en la cama que los “flacuchos y mamados”. A continuación te daremos las razones:

1.- Los gordos son más seguros

Ellos no están traumados con su aspecto físico, no se llenan de complejos y culpas porque disfrutan de comer sus platillos favoritos. En cambio, esa seguridad y determinación hacia la vida, los convierte en los compañeros de cama perfectos, pues ellos saben exactamente qué hacer para que termines de una manera que no te imaginas. 

2.- Son más divertidos

Muy por el contrario de los esbeltos y atléticos, los gorditos saben divertirse en grande, pues no son personas superficiales que solo se interesan por su aspecto físico. Ellos aprenden a disfrutar el momento y se convierten en personas verdaderamente divertidas. Con un gordito no te aburrirás. 

3.- Son la cosa más cómoda

Sí, así es. Un gordito es el compañero perfecto para acostarse a ver series o películas, pues su figura grande, redonda y suave, nos permite acurrucarnos muy cómodamente. En los tiempos de frío te dará calor y en los tiempos de calor, sombra ¿Qué más puedes pedir?

4.- Ellos pueden ver en tu interior

Ellos no son muy “especialitos” en cuanto a tu físico, siempre y cuando tú seas feliz, ellos también lo serán. Saben que la verdadera belleza está en el interior  y reconocen que cada mujer tiene cualidades únicas que la caracterizan. 

5.- No tienes que verte perfecta

Nuevamente, un gordito aprende a distinguir las cosas que verdaderamente importan. Él te ama por lo que llevas en tu corazón y por todos esos sentimientos que expresas. Tu cuerpo, tu figura, tu cartera y tu coche, son cosas que a él no le interesan, un gordito te quiere por lo que cargas en tu alma. 

6.- Saben defenderse

Sencillamente, con un gordito estarás protegida y segura, pues él te cuidará, pase lo que pase. Es un verdadero guerrero, capaz de pelear a muerte para defender el amor de su amada. 

7.- Comerás como una verdadera reina

Nada de ensaladas o espárragos semi crudos, con un novio gordito, conocerás los mejores y más deliciosos lugares para comer en tu ciudad o pueblo. Él te cocinará sus cosas favoritas y te conquistará con el paladar. Te enamorarás irremediablemente, pues “panza llena, corazón contento”.

8.- Son unos verdaderos leones a la hora de la intimidad

Aunque te sorprenda, te invitamos a que hagas la prueba. Los gorditos son unos verdaderos maestros para los “juegos de la cama”. Saben perfectamente cómo tocar y en dónde, lo hacen con mucha delicadeza, pero rudeza si es necesario. Solo tienes que apagar la luz y sentirás que estás siendo tomada por un hombre de verdad ¡Prepárate! Que una vez que lo pruebes, no podrás regresar a esos novios flacos y sin chiste… 


Recomendados


Artículo recomendado
BADABUN te recomienda