“La VI0LÉ por qué llevaba falda y ella me provocó. Le di lo que pedía"


"Parece increíble, pero todavía siento sus sucias manos sobre mí, sobre mi cuerpo, aún puedo sentir su asquerosa respiración sobre mi rostro. Yo estaba sola, encima de la cama cubierta con mi blusa ya sin botones... En mi cabeza solo había escenas de ese horrible momento; estaba sola, sucia y con una vergüenza enorme ¿Cómo iba a contarles a mis padres lo que había pasado? ¿Cómo regresaría a la escuela después de esto? Dios ¿Cómo podría ver nuevamente a alguien directamente a los ojos? Mi único deseo en ese momento era morir". Estas fueron las palabras de Verónica, una joven de tan solo 15 años de edad que fue víctima de su profesor de matemáticas, Roberto. 

Ella vive con sus padres y sus hermanos en la Ciudad de México, es una estudiante de bachillerato y desgraciadamente fue víctima de un desgraciado al que no le importa abusar de la inocencia de las jóvenes estudiantes.

Aquel día Verónica se despertó como de costumbre a las 5 de la mañana, se bañó, se puso el uniforme, tomó su paraguas y salió rumbo a la escuela. Ella esperaba pacientemente en el salón de clases cuando el director anunció la suspensión de labores en razón del mal clima, fue precisamente en ese momento que el infierno comenzó para la joven estudiante... Roberto era su maestro de matemáticas y utilizando la lluvia como pretexto, se ofreció a llevar a Verónica a su casa, y aunque al principio esto no le pareció buena idea a la joven, la insistencia de su profesor la hizo aceptar. 


Al final ella aceptó y subió al auto, su sorpresa fue muy grande cuando se dio cuenta que el profesor había desviado su camino. Muy asustada, Verónica le pidió al maestro que se detuviera para que ella pudiera bajar, pero en lugar de disminuir la velocidad. Roberto aumentó la velocidad y aquel amable profesor desapareció por completo y se convirtió en un completo criminal. 

Después de unos minutos llegaron hasta una propiedad que parecía estar abandonada en las afueras de la ciudad, a jalones hizo que Verónica se bajara del vehículo. Luego de forzar la puerta, el hombre tomó a la joven de cabello y la arrojó encima de un viejo catre gritándole y exigiéndole que se quitara la ropa. 

Él ya estaba convertido en un animal y sin pensar en lo que hacía se aventó sobre para arrancarle la ropa. 

"Yo nunca pude entender por qué lo hacía, fue horrible, todo el tiempo me gritaba que era una pvt4, yo lloraba y le suplicaba que no lo hiciera y me dejara ir, le juré que yo no diría nada de lo que pasaba, pero él nada más no paraba... Tapó mi boca con una mano y con la otra me arrancó la falda y bajo mi short, me repetía que todo era mi culpa, que yo también lo quería. Él lamía mi rostro constantemente y restregaba su cuerpo junto al mío, no paraba de tocarme y me decía cosas horribles al hacerlo. Después bajo sus pantalones y sin importar mis intentos de cerrar las piernas, no podía... Le suplicaba que parara, que me dolía mucho, pero a él nunca le importó, el solo lo hacía más y más fuerte siempre insultándome, yo ya no podía gritar... Enterraba mis uñas en su espalda para que me soltara, pero fue inútil, pareciera que el disfrutaba del dolor, mi llanto se confundía entre sus gemidos y su asqueroso olor que ya se había quedado impregnado en mi... Al final se limpió en mi cuerpo, subió sus pantalones, me amenazo varias veces y me dejó tirada en ese lugar..." declaró Verónica. 

Al salir de ese lugar Verónica camino unos metros hasta que llegó a otra casa donde una buena mujer la ayudó llamando a la policía. 

Durante su declaración Roberto declaró que la culpable de todo era Verónica, ella lo provocaba con atuendos diminutos y provocativos en la escuela. 

"Lo hice, la VI0LÉ porque llevaba falda y ella me provocó. Le di lo que pedía" indicó Roberto. Quien ahora cumple una condena por varios delitos de este tipo. 

Actualmente las cifras son de escándalo, en México cada minutos una mujer es abusada, cada minutos una mujer es víctima de criminales que no tienen el mayor respeto por la vida y la integridad de las mujeres.


Recomendados


Artículo recomendado
BADABUN te recomienda