5 cosas legales que le puedes decir a la policía cuando te detiene


Todos hemos sufrido la prepotencia y el autoritarismo del cuerpo policiaco. Prácticamente hacen lo que se les da la gana, y no hay una sola persona que les haga frente o los castigue de alguna manera por ello. Nosotros los ciudadanos somos los que constantemente tenemos que lidiar con sus atropellos y sus amenazas. La única manera en que podemos hacer algo para detener esto, es organizarnos todos y darnos los consejos que sabemos que nos van a poder ayudar en estos momentos. 


Siempre que te detienen, puedes hacer estas cosas sin temor a nada. Todo es legal y muchas de las cosas que ellos hacen, son las que están contrarias a la ley. 

1. No te bajes del auto

Realmente no hay ningún reglamento o ley que les dé el poder y la facultad para bajarte de tu automóvil. Es algo que no te pueden obligar a cumplir, tú te puedes quedar dentro de tu vehículo sin problema. Te piden tus documentos, dáselos pero no más. No tienes que acceder a todo lo que te dicen. 



2. Tu información

Si te empiezan a preguntar de todo acerca de tu vida, tampoco estás obligado legalmente a contestarles. Basta con que te identifiques y demuestres la legalidad de tu vehículo y de tu estancia. Si ya hiciste eso, no tienen por qué saber nada más acerca de ti. Puedes optar por decirles que no tienes por qué contestar eso. 

3. Diles que no les vas a contestar nada

Uno de los derechos que te da el código penal, es que puedes permanecer en silencio durante el tiempo que quieras. Así que te recomendamos que no les contestes nada, y le digas que estás esperando a tu abogado y que ya va para allá. Si no cometiste ningún delito y solo quieren su mordida, no van a saber qué hacer, lo cual es muy bueno para ti. 

4. No pueden meterse a revisar tu automóvil 

Siempre lo hacen y nadie les dice nada. Se les olvida que el auto es parte de tu propiedad privada y no pueden investigarla ni hacerle nada a menos de que tengan una orden emitida por un juez o que te hayan agarrado cometiendo algún delito. Si este no es tu caso, puedes negarte con tranquilidad. 



5. Que te detengan sin razón

Pocas cosas son tan ilegales como un policía parándote nomás para ver qué o cuánto es lo que te puede sacar. Si vas manejando y realmente no hiciste nada malo, ni te pasaste un alto o un semáforo y todo está en orden. Lo primero que tienes que hacer es preguntarle por qué te paró. Seguramente te dirá que fue para hacerte una revisión de rutina… Realmente no tienes por qué bajarte del carro ni darle tus papeles cuando esto pase. 

Recuerda que los artículos de la constitución, en este caso el 16, nos dice que nadie puede ser molestado en su persona, familia, domicilio, papeles o posesiones sino es por un mandato emitido por un juez competente… Así que despreocúpate porque en este sentido, tienes a la ley de tu lado. 

Mucha cuidado, porque ya sabes que son bravos y nomás andan viendo quién se deja. No seas tú uno de los dejados y de los que termina mal. 


Recomendados


Artículo recomendado
BADABUN te recomienda